Ni los estudiantes de Kepler ni los de Newton supieron nunca lo que se estaban perdiendo.

Carl Sagan
astrónomo y divulgador científico